Desfragmentación de disco

Desfragmentación programada de disco

Desfragmentación programada del disco para mejorar el desempeño

Disk Defrag, también conocida como desfragmentación del disco, es un proceso en el que se organiza el contenido de un disco de forma que todas las porciones de los archivos se almacenan de forma contigua. La desfragmentación del disco ayuda a reducir el tiempo de acceso a los datos y también a consolidar el espacio libre en el disco. El desfragmentador de disco de Desktop Central ayuda al proceso de desfragmentación del disco.

Desfragmentador de disco - Funciones

El desfragmentador de disco de Desktop Central ofrece las siguientes opciones para desfragmentar el disco duro:

Disk Defragmenter
  1. Detallado: Presenta el análisis completo y los informes de desfragmentación del disco.
  2. Análisis: Analiza el volumen y da un resumen del informe de análisis.
  3. Desfragmentación forzada: Fuerza la desfragmentación del disco sin importar si el disco necesita o no esta función.
  4. Desfragmentación programada: Ayuda a programar el proceso de desfragmentación de forma periódica.

Detallado

La aplicación de Desktop Central ofrece el modo detallado (modo verbose) de la desfragmentación del disco, que muestra un análisis y resultado detallados de la desfragmentación. El informe que se genera está disponible como un archivo log.

Análisis

En el modo de análisis (modo analyze), el desfragmentador de disco analiza el volumen de una unidad particular especificada. El informe generado contiene un resumen del análisis realizado.

Desfragmentación forzada

La opción de desfragmentación forzada (Force Defrag) permite al administrador forzar el proceso de desfragmentación incluso con espacio limitado en el disco. Por ejemplo, se puede desfragmentar el disco incluso si el espacio libre es menor a 15%.

Desfragmentación programada

Desktop Central permite a los gestores de redes programar el proceso de desfragmentación cuando se necesite. La desfragmentación del disco automatizada de forma periódica ayuda a mejorar el rendimiento de los sistemas en la red. Los administradores también pueden seleccionar las opciones de reinicio después de que se complete el proceso de desfragmentación.